Finanzas

Cuidado con los Up Sell I Parte. Entrenamiento Financiero

Es importante aprender a manejar los mensajes de la publicidad y ante todo a manejar la Técnica Up Sell que utiliza el Mercadeo. En este video le brindo algunas ideas que te pueden ayudar.

 

 


Cuidado con los Up Sell Parte II. Entrenamiento Financiero.

Es importante aprender a manejar los mensajes de la publicidad y ante todo a manejar la Técnica Up Sell que utiliza el Mercadeo. En este video le brindo algunas ideas que te pueden ayudar.


Auxilio, siempre gasto mis ahorros!

Dando el primer paso hacia el ahorro…

Impartía una charla en una de las empresas que me ha tocado asesorar y mientras conversaba con sus colaboradores sobre el por qué se nos dificulta  ahorrar, el comentario de uno de ellos me llamó poderosamente la atención “la verdad es que uno no sabe si vivirá mañana, por eso yo no ahorro”.  Tal vez usted ha escuchado esta expresión en personas cercanas o bien usted la ha verbalizado, pero ¿qué tan de cierto será?.

He identificado que las creencias populares tienen gran influencia en los hábitos financieros de la población en general, de ahí la importancia y necesidad de cuestionar estas ideas que en lugar de traernos prosperidad, lo que nos aportan es ruina, miseria y conformismo. Es tiempo de cuestionar nuestras creencias, pues una máxima del comportamiento humano cita “nuestras creencias determinan nuestras conductas”.

¿Sabía usted que el promedio de la población tiene claridad de los beneficios que trae el desarrollar el hábito del ahorro pero a la mayoría de la población se le hace imposible llevarlo a la acción?. Ahorrar no es fácil y lo que lo dificulta es el hecho de que no es un asunto solo de buenas intenciones, pues se requieren elementos en nuestro carácter para ejecutar tal acto, entendiendo carácter como la capacidad de decir no cuando sea necesario, esa posibilidad de ajustarse a los valores, ideales y anhelos a pesar “de” lo que rodea.

Si usted desea dar el primer paso para construir el hábito del ahorro tome en cuenta estas consideraciones: (continue reading…)


¿Cómo transformar los hábitos financieros para alcanzar el equilibrio?

¿Sabía usted que la mayoría de personas que se quejan de que el dinero no les alcanzan no ejecutan acciones correctivas al respecto?.  Son cientos las personas que adoptan una posición de víctima de las circunstancias, que incluso culpabilizan al gobierno, a la crisis financiera, al patrono, sin embargo, no logran visualizar la influencia de sus propios hábitos financieros en su nivel de satisfacción financiera.  Indudablemente el tema de las finanzas como muchos otros de la vida, es asunto de responsabilidad personal,  cada quien toma decisiones en este plano que le benefician o le perjudican, razón por la cual es importante hacer consciente la manera en que nos relacionamos con el dinero.

Hay señales de peligro que evidencian que el tema de las finanzas personales requiere una intervención inmediata, algunas de estas señales son:

  1. Usted no sabe con certeza cuánto gasta ni en qué
  2. El dinero se le ha convertido en una constante fuente de estrés
  3. El dinero es motivo de frecuentes discusiones en su hogar
  4. Usted no logra cancelar sus deudas en los plazos establecidos
  5. Sus ingresos no cubren lo que usted necesita, menos aún lo que desea
  6. Todo lo que gana lo destina a cumplir compromisos previos
  7. Tiene usted proyectos estancados por falta de dinero
  8. Incurre frecuentemente en el despilfarro y el malgasto
  9. Se priva usted de cosas necesarias, por temor a quedar sin dinero
  10. No logra estipular un rubro para ahorrar en forma continua

La calidad de vida es proporcional al manejo de las finanzas personales

Las señales anteriormente anotadas no solo evidencian un desorden financiero sino que pueden ser el reflejo de una calidad de vida disminuida, la cual repercute directamente en el sentimiento de satisfacción personal y en el sentido de estabilidad que todo ser humano desea imprimirle a la vida.

Es así, que debemos hacer un alto en nuestro caminar y recordar que en la vida nos encontramos bajo la ley de la causa y el efecto, es decir, nuestras acciones producen resultados, por lo tanto si deseamos resultados diferentes debemos cuestionar nuestras propias acciones, en otras palabras, no tenemos control de los indicadores económicos, jamás lo tendremos sobre la tasa de desempleo o los interés de los préstamos que el mercado establece, sin embargo, si tenemos la posibilidad de generar influencia en nuestros propios hábitos financieros y desde ahí proyectarnos a la calidad de vida que deseamos.

¿Tiene usted hábitos financieros?

Un gran sector de la población desea tal y como lo plantean algunos programas televisivos de moda “hacerse millonarios”, de manera instantánea y claro está, cuando vivimos en una cultura que todo lo busca bajo la “ley del mínimo esfuerzo”,  donde en el inconsciente colectivo existe la idea de que la ruta del éxito es la suerte o la “ley de la atracción”, donde usted debe “aprovechar la oferta”, porque “además usted se lo merece”, “por eso compre hoy y pague mañana”, llevándote a un consumismo desmedido, sustentado en el materialismo y en el hedonismo que mueven a las masas; por supuesto que se dificulta la adopción de hábitos financieros que permitan apuntar a un mejor orden financiero.

Recordemos que un hábito es un patrón de conducta y pensamiento que se repite de manera habitual e inconsciente, son los responsables de nuestros éxitos y fracasos y en este caso en su ausencia no se logrará alcanzar un nivel adecuado de estabilidad financiera.  Muchas personas expresan su intención de cambiar la manera de administrar sus finanzas personales, pero como su intención no pasa a la acción, no logran ver los resultados deseados.  Considérelo, el asunto financiero no es asunto de saber sino de hacer.

Dedícate a construir tus hábitos hoy y ellos te construyen tu mañana

Para construir un hábito es importante mencionar que la materia prima del mismo es la DISCIPLINA, entendida como la capacidad de posponer el placer inmediato para obtener beneficios mediatos.  Aquellas personas que no logran activar adecuados hábitos financieros a través de la disciplina, tienden a experimentar las conocidas “recaídas”, las cuales hacen referencia a aquel comportamiento donde la persona repite hábitos que le distancian de sus objetivos financieros.  Son ejemplos de hábitos financieros: escribir un presupuesto semanal, quincenal o mensual, revisar y evaluar el cumplimiento del presupuesto establecido, ordenar las facturas con el fin de identificar gastos superfluos, diseñar estrategias para reducir costos, etc.

Ideas para construir hábitos financieros saludables: (continue reading…)


Disciplina Financiera, Finanzas Saludables

¿Quién no desea tener unas finanzas saludables?, ¿quién no desea sentirse al final del mes relajado porque los gastos no asfixian?, ¿quién no desea apuntar a una libertad financiera?. Si bien es cierto, la respuesta es obvia, generalmente un alto porcentaje de la población no refleja actitudes ni mucho menos acciones que apunten a sus deseos, pues hay quienes piensan que alcanzar estos objetivos es producto de la casualidad y de la suerte.

Es imposible que un ser humano alcance lo que nunca ha deseado, pero a la vez es imposible que lo deseado se alcance sin esfuerzo.  ¿En cuál área de la vida podés alcanzar tus metas y anhelos sin sacrificio?.  Si las acciones son las que nos llevan a los resultados, es necesario que revisemos nuestras acciones, pues la calidad de las mismas determinará la calidad de los resultados.

En el área de las finanzas personales es fundamental evaluar constantemente las acciones y hábitos personales, con el fin de evitar el propio auto sabotaje, es decir, hay quienes que establecen propósitos financieros de año nuevo y al pasar los meses no existen avances ya que nunca se instaló la disciplina financiera como antesala de los objetivos, ya sus propias acciones se convierten en los ladrones de sus propios sueños.

La disciplina se puede entender como la capacidad de enfocar los esfuerzos propios para alcanzar un fin, postergando el placer inmediato por la satisfacción a mediano plazo. La disciplina se basa en la constancia, en la perseverancia y ante todo en la capacidad de sujetar las pasiones a un fin o ideal en específico.   ¿Cuántas personas desean vacacionar a fin de año y no logran su sueño porque no hubo disciplina de ahorro?, ó ¿ cuántas personas gastaron sus ahorros en compra de artículos que aunque les brindaron un placer inmediato no le generó satisfacción a mediano plazo y hoy se arrepienten de la compra?.

La pregunta que ocupás hacerte en este momento, cita ¿sos una persona disciplinada financieramente?.  Algunas herramientas que te pueden ayudar a fortalecer la disciplina son: (continue reading…)


Actitudes correctas, finanzas en equilibrio

¿Quién no desea contar con más dinero disponible al final del mes?, pero ¿quién realmente establece controles para que el dinero se utilice en lo necesario?.  Hay una paradoja en la manera como muchos de nosotros administramos el dinero, por un lado queremos que el dinero nos ayude a cubrir todas nuestras necesidades y a alcanzar nuestros sueños pero por otro lado no invertimos tiempo en educarnos para alcanzar este fin.

Es importante recordar que las personas más prósperas no son aquellas que han recibido grandes herencias, ni mucho menos quienes han ganado la lotería como muchas personas lo desean, sino que se caracterizan por tener una mentalidad y actitud diferente ante el dinero. Muchas de estas personas en su historia de vida han aprendido y han desarrollado su habilidad para administrar el dinero con un gran sentido de rentabilidad, es decir, utilizan el dinero no como un fin en sí mismo sino como un medio para alcanzar sus metas e ideales, entendiendo que el objetivo es administrar el dinero y no que suceda al revés.

¿Para usted el dinero es un medio o un fin?

Todos tenemos una idea acerca del dinero, dicho sea de paso en psicología decimos que dependiendo de nuestra manera de pensar respecto a los conceptos así será nuestra vivencia de los mismos, en otras palabras el significado que le otorguemos al dinero determinara nuestra relación con él.   Es así, que se explica porque algunas personas asocian su condición financiera con el estado de felicidad que manifiestan, (como si la felicidad dependiera solo del dinero), desplazando la propia salud, las relaciones familiares, las amistades, los tiempos de ocio y otro sin fin de aspectos que suman en el estado de felicidad personal.

Hay quienes desde este contexto deberían de hacer consciente su manera de relacionarse con el dinero, de ahí que para algunos el dinero sea un medio mientras que para otros sea un fin.  Cuando el dinero se convierte en un fin ya dejamos de vivir, pues se convierte en nuestro centro de gravedad, en nuestro amo; interpretando que todo lo demás no tendrá sentido si el dinero no está presente.  Si fuese así el asunto del dinero, ¿cómo explicaría usted la vida de tantas “estrellas” del espectáculo mundial que a pesar de tener sus cuentas bancarias con sumas de dinero que tal vez otros nunca podríamos alcanzar ni en un 1%, han expresado o manifestado sus vacíos existenciales?. ¿Será que el dinero te da comodidades pero no la felicidad?

El dinero como medio…

Al ser el dinero un medio y no un fin es fundamental que entonces aprendamos a sacar provecho del mismo, o mejor dicho, que nos educamos a usar el dinero de manera correcta, convirtiéndonos en buenos administradores.  Personalmente me llama la atención (para no decir que me lleno de preocupaciones) cuando convocamos al público en general a participar de una de nuestras conferencias tituladas por ejemplo “Entrenamiento financiero” la cual tiene una participación mínima, sin embargo, cuando convocamos con títulos como “5 Pasos para Hacer dinero mientras duermes” los cupos no son suficientes para los interesados, lo cual es un reflejo de como la mayoría de personas no “quieren pagar el precio de la educación”.

Sin educación es imposible que el dinero lo aprendamos a ver como un medio, de ahí que todos conocemos profesionales en el área de la contabilidad y las finanzas que tienen una calidad de vida limitada, dado que la relación que tienen con el dinero se ha convertido en una interacción tóxica, donde presentan altos índices de endeudamiento y todos los efectos que esto conlleva en el aspecto intrapersonal e interpersonal.

Nuestras actitudes ante el dinero van primero…

Un ser humano promedio puede contar con la mejor información sobre el tema de las finanzas, puede saber interpretar los estados financieros, conocer los tips para invertir en la bolsa, sacar provecho al tema de la diversificación en sus inversiones, explotar altos rendimientos a través de los productos financieros que conoce y etc., pero si al final la manera como se relaciona con el dinero no es la adecuada lo anterior no tiene sentido.  ¿Cómo es la relación que tenés con el dinero?.

La relación con el dinero es asunto de actitud

Existen una serie de actitudes que debemos desinstalar de nuestros hábitos financieros si deseamos alcanzar el equilibrio en nuestras finanzas. No me refiero al equilibrio en términos de que los egresos se ajusten a los ingresos, sino a la calidad de vida que esto conlleva.  A continuación algunas actitudes tóxicas para alcanzar nuestro equilibrio en la calidad de vida: (continue reading…)


Copyright © 1996-2010 Herramientas de Superación. Todos los derechos reservados.